Páginas

miércoles, 21 de enero de 2015

¿Existen límites en el amor?


Amar es darlo todo. Cuando amas a una persona, eres capaz de cualquier cosa por él o ella. ¿Por qué limitar un sentimiento tan hermoso? ¿Alguna vez el amor ha hecho daño? ¿El amor te ha lastimado? ¿Por qué se dice que hay límites en el amor? ¿Es necesario limitarlo? ¿Qué debemos conocer acerca de esto?
  


Es común el término “límites del amor”. ¿A qué se refiere esto? Bueno, el amor en sí no puede tener límites, porque el amor no existe por sí mismo. Recordaremos que el amor cobra vida a través de nuestras acciones: somos nosotros quienes materializamos las expresiones de un sentimiento tan hermoso.

Una relación de pareja (como cualquier otra relación interpersonal) puede pasar por momentos agradables, pero también por algunos otros que no lo son. Se trata de mantener una comunicación constante, ser auténticos, compartir con la otra persona, perseguir un fin en común, respetar los acuerdos preestablecidos con la pareja, aprender de y con ella, disfrutar de su presencia; entre otras cosas. Entonces, ¿Qué es lo que hay que hacer, y qué es lo que no debemos hacer en una relación de pareja?

No existe una respuesta correcta a esta pregunta. Cada persona es única, y la relación y acuerdos que mantenga con su pareja también lo son. Es importante que cada uno conozca tanto sus fortalezas como sus debilidades. Cada uno de nosotros es quien puede responder, desde su persona, a este tipo de pregunta.

Es recomendable partir de un autoconocimiento, porque de él emanarán tanto las cosas que queremos y esperamos de una pareja, como aquellas que no. Es un punto de partida esencial para cualquier tipo de relación: conocernos a nosotros mismos. Saber qué nos gusta, qué queremos en un futuro, cuál es nuestra visión del amor, de la pareja, nuestro plan de vida, etc.



Por lo tanto:
¿Qué es lo que hay que hacer? Conocer y saber reconocer aquello que queremos en nuestras vidas, para luchar y trabajar por conseguirlo.
¿Qué es lo que no debemos hacer?  Ir en contra de nosotros mismos. Evitar todo aquello que no queremos en nuestras vidas, mostrar autocontrol y evitación a tiempo.

Suena sencillo, pero la realidad es que cuando no tenemos claro un autoconocimiento resulta difícil llevar estos dos simples principios a cabo. Esto siempre dependerá de nosotros, no de alguien más. La libertad de elección y las decisiones las tomamos cada uno de nosotros, y si decidimos ir en contra de nosotros mismos, es bajo nuestra responsabilidad y propio riesgo.

Seamos responsables con la parte que nos corresponde. Conozcámonos a nosotros mismos, al final es la única persona con quien viviremos TODA nuestra vida. Si nos conocemos lo suficiente, sabremos a dónde queremos ir, al lado de qué tipo de persona, y las cosas y/o personas de quienes tendremos que mantenernos alejados para conseguir nuestras metas.



¿Existen límites en el amor? No. ¿Deberíamos tener límites con nuestras acciones que expresan amor? Sí, recordando que los límites empiezan por nosotros mismos. Pero al final es una decisión personal. Establecerlos o no, quererlos o no, llevarlos a cabo o no, es una decisión PERSONAL. Podrán aconsejarnos sobre cuáles son los límites sanos, y de hecho encuentro ese tipo de información muy útil. Sin embargo; a veces es sólo eso: palabras, consejos…. Y las palabras, se las puede llevar el viento.

Te invito a hacer una instrospección a consciencia. No sólo en tu relación de pareja, sino a nivel personal. Es importante tener bases bien cimentadas que nos permitan construir un futuro, aprender de nosotros mismos para mostrarnos a los demás. Si quieres establecer límites, hazlo y llévalos a cabo. Si crees que esto es complicado, al menos inténtalo. Conócete a ti mismo, disfruta de la persona que eres; define aquello que buscas, quieres, esperas y anhelas, así como aquello que no quieres en tu vida. Has la prueba. ¿Qué puedes  perder?

Gracias por haber visitado nuestro blog Psicólogos en Puebla, y en especial mis artículos, donde escribo sobre psicología de pareja. Si este texto te ha gustado y además te ha servido, te invito a darle "me gusta", además de compartirlo para que le pueda ser útil a más personas. Si tienes alguna duda, comentario o sugerencia, puedes escribirlo en el apartado de comentarios, ¡me encantaría conocer tu opinión! Te comento que en mi siguiente entrada hablaré sobre los límites que hay que establecer cuando nos aferrarnos a una persona.






4 comentarios:

  1. Saludos, buena entrada, muy didácticamente redactada, con muy útiles consejos. Es importante el conocer qué es lo que se quiere y a dónde se quiere llegar para trabajar en función de ello. Y excelente y muy cierta la cita de Freud. Éxitos!

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por tu comentario, me da gusto saber que lo encontraste útil. Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Magnífico, casi escrito para mí, que importante es encontrar estos comentarios que los pasa uno por alto, y los vives como si no hubiera otra forma de actuar. Gracias, me has puesto a reflexionar, en eso de qué es lo que quiero para mí.

    ResponderEliminar
  4. Me da muchísimo gusto que, sin pensarlo, te identifiques con lo que he escrito. Toma en cuenta lo que consideres pertinente, y si lo intentas, no dudes en contarme tu experiencia. Saludos!

    ResponderEliminar

COMENTA y EXPRÉSATE, TU OPINIÓN ES IMPORTANTE...

Botones compartir "Share this"

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS